México tiene un regalo en el nearshoring

Se requiere de la unión de empresarios y gobierno para atender los retos que representa la relocalización de empresas o mejor conocido como nearshoring, principalmente en materia de infraestructura, explica Ari Cassab Petit, Presidente de la Asociación de Empresarios Mexicanos (AEM) Capítulo Ciudad de México.

En este sentido, una de las prioridades para sacar ventaja del nearshoring es la inversión a corto y mediano plazo en materia de infraestructura, lo cual será imprescindible para que el país pueda fortalecer su posición como destino atractivo, no solo generando empleos; sino también nuevas oportunidades de hacer negocios tanto en el norte como en el sur del país.

“Estamos hablando de que hoy en día México está recibiendo una inversión de entre 35 y 37 mil millones de dólares, ¿qué tanto podemos crecer? Depende de la infraestructura con la que contemos y la que podamos construir a corto y mediano plazo para atender las necesidades de estas compañías que están llegando a territorio mexicano”, añade el también CEO en SAMEJ GROUP.

Uno de los principales sectores donde el país requiere inversión es en materia de vías de comunicación, como carreteras y vías ferroviarias, a fin de que las empresas cuenten con conexiones que les permitan operar sin contratiempos.

Destaca que el 80% de la red ferroviaria del país, fue creada por Porfirio Díaz y ahí se quedó. “Estamos hablando que tiene que haber una infraestructura muy real muy bien creada, otro punto muy importante son los puertos que en definitiva tienen que modernizarse, para que cualquier tipo de embarcación pueda desplazar mercancías hacia otras regiones del mundo”, destaca el empresario de la AEM.rta

La importancia de la infraestructura física radica no sólo en temas de optimización para las empresas, sino que también facilitará la conexión entre las zonas norte y sur del país, para que el impacto positivo del nearshoring no se quede solo en los estados fronterizos.

La consolidación de proyectos como el corredor interoceánico, que contempla la construcción de una serie de infraestructuras, incluyendo carreteras, ferrocarriles, y posiblemente instalaciones portuarias y ductos para transporte de hidrocarburos, facilitaría el movimiento de carga desde los puertos del Golfo de México, como el de Coatzacoalcos, Veracruz, hacia los del Océano Pacífico, como Salina Cruz, Oaxaca.

Para Ari Cassab Petit otro elemento de infraestructura que el país debe priorizar es el sector energético, a fin de que todas las entidades se encuentren en posibilidades de atender las necesidades que surjan a partir de la relocalización de empresas, así como la disposición y aprovechamiento de recursos naturales como el agua, indispensable en muchos de los procesos productivos y en donde en algunas zonas del país, principalmente en el norte, se registran niveles de escasez mientras que en el sur hay abasto suficiente, pero se cuenta con zonas menos desarrolladas.

Para Ari Cassab hay tres puntos en los que el país debe empezar a trabajar para el nearshoring deje de ser una promesa y se convierta en una oportunidad real de crecimiento:

  1. Unidad nacional. Es decir, trabajar con base en un objetivo y en la implementación y facilitación de los productos y servicios que permitan a las diferentes industrias venir.
  2. Inversión en infraestructura: Tanto de la iniciativa privada como de la pública para crear puentes, caminos, redes ferroviarias y energía que estén disponibles y que sea de una manera inteligente.
  3. Certeza para las empresas: Buscar las condiciones óptimas que le brinden certeza a las empresas que llegan al país.

No te olvides de dejarnos tus comentarios

Te puede interesar esta nota IA revoluciona la fuerza de ventas

Más Notas

Subscribe
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments