5 propósitos para toda tiendita

Los micronegocios se enfrentan a obstáculos que les impiden tener un crecimiento relevante y constantemente se exponen a la posibilidad de tener que cerrar el negocio. Esto proviene de varios factores, tales como la informalidad y la falta de profesionalización en las empresas, así como la falta de inclusión financiera que sufren este tipo de emprendimientos.

A pesar de que el camino hacia el crecimiento no siempre es fácil para los microempresarios, no hay duda de que establecer propósitos es una de las mejores formas de empezar. Por esta razón, YoFio te presenta 5 propósitos financieros para aprovechar al máximo este año y construir una base sólida para el crecimiento continuo:

  1. Profesionalizar el negocio

La profesionalización de un negocio es un proceso continuo que cubre varios frentes de la operación y del manejo del negocio. Sin embargo, algunas de las mejores prácticas que pueden implementar los microempresarios son:

  • Recibir educación financiera: Ya sea para ti como administrador o para el mismo negocio, comprender el funcionamiento financiero de tu actividad te permitirá tener una visión clara de cuáles son las mejores prácticas para lograr tus metas financieras.
  • Implementar tecnología: Una buena inversión en tecnología puede ser clave para mejorar la eficiencia operativa y la productividad. Puedes comenzar por identificar cuáles son las áreas del negocio que te generan más gastos o las que simplemente toman mucho tiempo, así, podrás explorar herramientas y software que puedan automatizar tareas rutinarias, optimizar procesos y mejorar la experiencia del cliente.
  1. Crecimiento de Ingresos

Un crecimiento sostenido de los ingresos de un negocio requiere una estrategia detrás, empezando por el establecimiento de los objetivos y el plan para alcanzarlos. En el caso de las tienditas, algunas estrategias que se pueden incluir son:

  • Diversificación de tus fuentes de ingreso: Esto quiere decir que encuentres más productos y servicios que sean atractivos para tus clientes. Un claro ejemplo es el ofrecer recargas o pagos de servicios.
  • Disponibilidad de productos: Contar con los productos que tus clientes necesitan es crucial para que sean frecuentes. Para esto es indispensable planear adecuadamente el inventario y contar siempre con lo que tus clientes necesitan.
  • Publicidad y promociones: Estas dos herramientas son indispensables para poder crear demanda, atraer a clientes nuevos o incentivar la recompra de clientes actuales. Puedes aprovechar las promociones de las marcas que manejas, tus propias promociones e incluso los nuevos productos con los que cuentes.
  1. Mejorar la rentabilidad

La rentabilidad es uno de los indicadores más importantes de la salud financiera del negocio, ya que nos ayuda a medir qué tanto estamos ganando realmente con nuestros productos y servicios. Algunas estrategias para mejorar tu rentabilidad:

  • Comprar más y más barato: De la mano con la idea de planear bien cuáles son los productos más exitosos en tu negocio, puedes mejorar tus costos al comprar a tus proveedores mayor volumen de los productos.
  • Automatización: Pueden existir actividades que tú o tus colaboradores hagan que les tomen recursos innecesarios, por lo que encontrar las herramientas o la forma de transferir esas actividades fuera del negocio te ayudará a eficientar tus costos.
  • Estrategia de producto y precio: Una de las mejores formas en las que puedes mejorar la rentabilidad es con la mezcla de productos y precios que en conjunto genere mayor rentabilidad.  Puedes ser muy competitivo en los precios de productos que se encuentran en cualquier lado, y subir los precios a productos exclusivos que tengas o sean difíciles de encontrar.
  1. Mejorar el flujo de efectivo

El flujo de efectivo es un aspecto que nunca puedes descuidar en un micronegocio. Mantener la cantidad correcta de recursos para cubrir tus gastos y generar ganancias es indispensable para el crecimiento de tu negocio, por eso:

  • Aprovechar los créditos inmediatos: Estos te pueden ayudar para hacer las inversiones que necesitas o cubrir los gastos más importantes para mantener tu operación. “El crédito es una herramienta para invertir y crecer, no para salir de problemas” puntualiza Bonetti.
  • Cobranza: Es una de las actividades más importantes para mantener un flujo de efectivo sano. Así que es indispensable mantener políticas claras en las ventas a crédito.
  • Alargar los plazos de pagos con proveedores: Si mantienes una relación buena con tus proveedores, no dudes en pedir que extiendan los plazos de pago. Incluso cuando sea por unos días, podrás cuidar tu flujo de efectivo.
  1. Mejorar la reputación de marca

Finalmente, no olvides que tu negocio tiene una imagen propia, la cual hay que cuidar siempre. Mantener un local en buen estado, buenas relaciones con tus proveedores, colaboradores y clientes y un buen historial crediticio te darán múltiples beneficios en tu proceso de profesionalización y te ayudarán incluso a acelerarlo.

No te olvides de dejarnos tus comentarios

Te puede interesar esta nota Crea tu estrategia fiscal 2004

Más Notas

Subscribe
Notify of
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments